Desatascos Barcelona
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

Como limpiar la tuberia del lavabo

El lavamanos puede desatrancarse de muy variadas maneras. Lo realmente importante es saber cómo limpiar la tubería del lavabo.
Dependiendo de la entidad del atranque, se lograrán acciones más o menos válidas… Desde luego, si estamos hablando de un atasco de importancia, serán los especialistas quienes tengan que hacerse cargo de las tareas.
No es apropiado servirse de técnicas caseras cuando el problema que afecta a las infraestructuras no está accesible. Uno de los problemas más frecuentes en el mantenimiento de las redes, es el poco cuidado que tienen los usuarios a la hora de la utilización de lavamanos, fregaderos y otras instalaciones que poseen sumidero de desagüe.
Al igual que ocurre en las cocinas, en los cuartos de baño las instalaciones están sujetas a un uso continuo, y por supuesto un uso que en muchos casos es totalmente inapropiado. Lo más perjudicial que puede hacerse con el propio lavabo, es echar productos sólidos o pegajosos por él.
La pasta de dientes es uno de los productos perjudiciales, pero es casi imposible evitar que caiga por el sumidero del lavabo. Sin embargo, hay otras medidas que pueden tomarse para que las tuberías del sanitario estén libres de residuos, como evitar dejar caer aceites, objetos sólidos…
También hay que tener en cuenta los afeitados. Algunos hombres que se afeitan con maquinilla eléctrica o con otros procedimientos semejantes, dejan caer gran cantidad de restos de pelo al lavabo.
Al colarse por el sumidero pueden ocasionar una gran obstrucción, especialmente si se unen con restos sólidos, grumos orgánicos… Para evitarlo tan solo hay que colocar papel higiénico en el sumidero y luego recoger todo para echarlo al WC o la basura.

DESATASCO CASERO DEL LAVABO


En cualquier caso, si se atranca el lavamanos se puede proceder de muy distintas maneras para el desatasco casero del lavabo.
Si desea saber cómo limpiar y destrancar la cañería del lavabo, déjese asesorar por expertos que le proporcionarán importantes consejos. Uno de los procedimientos más comunes se da utilizando:
-Bicarbonato o levadura química.
-Vinagre.
-Agua caliente con sal.
Para realizar correctamente el desatranco, habrá que proceder muy cuidadosamente y paso a paso.
El primero de ellos es hacerse con los ingredientes y dosificarlos según las necesidades. Tendremos preparado medio vaso de levadura química (que también podrá sustituirse por bicarbonato), así como medio vaso de vinagre.
También deberemos poner a calentar agua con sal. Después de reunidos todos los ingredientes y en sus adecuadas dosis, se procederá así: hay que verter el medio vaso de bicarbonato por el sumidero.
En este caso, lo imprescindible es que se realice el vertido sin agua de por medio; o sea, el producto deberá echarse en seco. Cuando el lavabo está lleno de agua o tiene cierto nivel de agua, hay que achicarla como sea.
Así pues, una vez la pila y el sumidero estén secos, se echará el medio vaso del bicarbonato y de inmediato se echará el vinagre (recordemos: también medio vaso). Los dos compuestos se mezclan y crean una reacción de burbujeo.
Esta reacción es muy positiva para nuestros fines. La asociación del ácido acético del vinagre con el bicarbonato crea una sustancia agresiva para la suciedad, pero no para las instalaciones. Es necesario que pase un tiempo mientras la mezcla actúa.
El tiempo será de unos 15-20 minutos. Pasado este tiempo, se echará con cuidado el agua caliente con sal. Deberá ser la suficiente cantidad como para que se lleve, tubería abajo, los residuos y suciedad de la cañería del lavabo.
El agua ha de estar muy caliente y, por ello, es importante que no nos salpique. Se echará lenta pero decididamente por el sumidero del lavabo. Cuando se haya vertida toda, dejaremos pasar un rato y abriremos el grifo para valorar si realmente ha dado resultado nuestro método.

CÓMO MANTENER LIMPIO EL SIFÓN DEL LAVABO


El sifón es otro de los elementos clave en el ámbito de los lavabos, así como en fregaderos y otras instalaciones hidráulicas.
Es importante saber cómo mantener limpio el sifón del lavabo, puesto que se trata de una acción relativamente sencilla.
Cuando se atora el sifón o padece una incidencia (por ejemplo, inestabilidad en el nivel de agua que debe contener), los malos olores pueden aparecer, y por supuesto los atranques.
Para limpiar el sifón hay que retirarlo y proceder a su limpieza interior, sea con escobillas, con agua a presión… Después volverá a colocarse exactamente en la misma posición que estaba. Una vez limpio el sifón, es probable que los problemas de malos olores o atascos desaparezcan.
Sin embargo, también existen otros procedimientos de gran interés para mantener la instalación libre de suciedad y de malos olores.
Uno de los métodos caseros con más éxito para mantener, día a día, las instalaciones de agua, es echar por los sumideros posos de café.
Las personas que consumen a diario café pueden decidir este método para una limpieza progresiva y diaria de las cañerías. En el caso de que el sifón del lavabo esté en malas condiciones (lo que es habitual en edificios antiguos), quizá sea necesario un cambio integral de la instalación.
Le proponemos soluciones para mantener limpio el sifón, el sumidero, el desagüe y todas las instalaciones necesarias. Consulte a especialistas cuando no sepa cómo abordar suciedad en las tuberías de los lavamanos o en cualquier otra instalación de agua. Estamos a su disposición para atenderle los 365 días del año.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE